• RELATOS

    CAMBIOS OPORTUNOS (1er premio Sail&Trip)

    Relatos marineros Esperaba mi respuesta. Hacía meses que me lo había sugerido y yo, usaba todos los pretextos que estaban a mi alcance para evitar responder. Sin embargo al amanecer lo tenía claro. Habíamos zarpado después de cenar. El cielo estaba limpio de nubes y la luna menguante dejaba espacio a las estrellas. El mar dormía tranquilo y la navegación transcurría en absoluta calma. El silencio. Es precioso el silencio de la noche golpeando el casco del velero. Una caricia de mar decorado por la cola de plata que lanza la luna. Teníamos que navegar muchas horas y yo no estaba preparada. Días antes de salir ya estaba aterrada. Temía…